Cantábrico | El Oso Pardo
16191
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-16191,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

About This Project

El Oso Pardo

La población de osos en la cordillera cantábrica está constituida por más de 200 ejemplares. Es el animal terrestre más grande de toda la fauna ibérica. Los osos pardos cantábricos o ibéricos son los más pequeños de todo el mundo, pues los machos rara vez sobrepasan los 180 kg y las hembras rondan los 130 ó 140 kg. Su altura se aproxima a los dos metros. El oso pardo es un animal plantígrado, lo que quiere decir que para andar apoya todo su peso sobre las plantas de sus pies, igual que los humanos. Por otra parte, es uno de los pocos animales capaces de erguirse sobre sus patas traseras, si bien sólo lo hacen en determinadas ocasiones, como son las peleas por las hembras o cuando se sienten amenazados. Su caminar habitual es a cuatro patas. Viven en áreas poco habitadas, tranquilas y con escasa presencia humana. Se alimentan de vegetación, frutos y materia animal. Son habitualmente solitarios, sólo suelen formar grupos en el caso de las hembras con sus cachorros. El vínculo de pareja dura unos días y los machos no colaboran en la cría. Los oseznos nacen en enero, en el interior de la cueva donde la osa preñada hiberna.

Category
Cantabrico

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR